De los sacrílegos y sus sacrilegios Parte XXI : Del plagio en Instagram


Leónidas y Efialtes

Efialtes. Su nombre me vino pronto a la cabeza en la mañana de ayer, cuando un amigo me compartió una publicación en Instagram, de la que os dejo abajo el enlace. Al leer el comentario bajo la foto, no tardé en darme cuenta que aquel #winefaker , escribía con mis mismos giros, y es más, al leer lo escrito, oía mi propia voz. Busqué mi entrada publicada aquí del mismo vino, y vi con estupor que la había fusilado. PLAGIO.

Efialtes traicionó a los suyos, ayudando al ejército de Jerjes I, un gran #winefaker de postín, a destrozar las defensas de los espartanos en las Termopilas. Efialtes tomó el camino fácil, sin importar las consecuencias de su traición para los suyos. Puede que nuestro plagiador de hoy, como Efialtes, no pudiera sostener bien el escudo, o hacer su propia cata del vino, un gran vino, por cierto, ya que eso lleva su tiempo y su trabajo. O simplemente por pereza, optó por robar mi nota de cata y atribuírsela como suya, pensando que no me iba a enterar. Error fatal digno de auto de fe. A diferencia del tesalio, que acabó arrepintiéndose de sus actos, seguramente nuestro plagiador se limitará a borrar la entrada, taparse en alguna fría cueva y esperar que el tiempo le permita volver a hacerlo, seguro que con otro bloguero que no seré yo.

Compararme con Leónidas, obviamente es un exceso, pero si pienso en los 300 o menos, escritores del mundo del vino, que se dejan, como yo, las mientes y las neuronas, intentando escribir algo original y útil con relación a nuestra pasión por los fermentados de uva. Este plagiador, @winedemic_ , no ha pensado por un segundo, mientras usaba sus huellas dactilares para seleccionar el texto de mi entrada y copiarlo, en el tiempo que me tomó a mi escribirla, en las llamadas, en los borradores lanzados a la papelera, antes de terminarla y de considerarla digna del blog y de mis lectores. Sé que estas prácticas son muy habituales, pero si no las denunciamos, los #winefakers ganan.


Captura de pantalla de la publicación #winefaker del plagio. Clickando se llega al original.


El plagio viene en los comentarios del «creador digital», así da en llamarse el #winefaker. Como podéis comprobar en la entrada Boticario de Silos 2020, toda mi descripción del vino aparece reflejada en su post de Instagram, no dejando duda alguna del corta y pega realizado burdamente, y por supuesto sin citar al autor real de la cata. ¿Para qué, verdad? En otras ocasiones, y han sido unas cuantas ya, le hubiera escrito un mensaje directo o un comentario para hacerle notar su desfachatez y hacerle sentir cierta vergüenza, pero uno también se cansa de espiar los pecados capitales de los #winefakers , y copiar la cata de otro es una traición, digna de Efialtes.


No hace muchos meses, tuve que escribir a un medio digital muy importante porque habían utilizado una foto mía de Instagram, pero la habían ampliado para que no se viera la marca de agua con mi autoría. En aquella ocasión, el medio digital cambió el pie de página para citar al autor, pero ya determiné que ni una más, y que denunciaría públicamente estas malas artes, como el plagio de @winedemic_ que hoy os he traído. Una vez publique la entrada, tras unos días, colgaré en mi Instagram todas estas capturas, «citando» al autor del plagio. No dudo que borrará la entrada, pero aquí seguirán estando las pruebas. Ojalá sirva de ejemplo a otros #winefakers de que este no es el camino, que a algunos nos cuesta mucho escribir sobre un vino, para que vengan otros y lo roben sin dejar siquiera las oportunas gracias. Deseo de corazón que la musa Clío le haga purgar sus actos.

P.S: 21 de septiembre. Como era de esperar, el plagiador ha borrado la entrada aquí descrita, y me ha bloqueado en el Instagram, con lo que no puedo afearle su conducta en los comentarios. Ni una disculpa extemporánea, solo las huellas de la huida cobarde y acelerada. Lo volverá a hacer.

R.


Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.