Campo Elíseo Cuvée Alegre 2018

el

Fischer von Erlach Architektur 002.jpg
By Johann Bernhard Fischer von Erlach – Die bibliophilen Taschenbücher, Nr. 18, Harenberg/Dortmund 1984.

El Rayo de Zeus aparece en la etiqueta de este vino, y ya sabéis lo que me flipa la mitología griega. Suena a herejía pero soy fiel devoto de la Diosa Palas Atenea. Hemos hablado muchas veces de este hijo de Cronos y Rea, supremo Dios del Olimpo, agitador de la tierra y amontonador de nubes, de donde le viene ese símbolo del rayo, al manejar las tormentas y las descargas eléctricas. Aunque uno de sus templos más populares está en Atenas, me quedo hoy con lo poco que queda del Templo de Zeus en Olimpia, lugar al que viaje hace unos años, y en cuyo interior existía una de las Siete Maravillas del Mundo Antiguo, una estatua de Zeus cuya altura casi tocaba el techo. El templo data del S.V A.C. y la autoría de la estatua, de 13 metros de altura, se le atribuye al genio de Fidias.

Aquella visita a Olimpia quedará siempre entre mis mejores recuerdos, y cerrando los ojos, aún puedo ver ese templo majestuoso, muy cerca del estadio olímpico. Un gran recuerdo para un vino que también me ha dejado emocionado.

Viñedo de La Seca (foto extraída de la propia web de la bodega)

El Campo Elíseo Cuvée Alegre 2018 está elaborado por la Bodega Campo Elíseo desde La Seca, y pertenece a la D.O.Rueda. En una entrada anterior, comentamos una visita a esta joven bodega, creada por François Lurton y Dany & Michel Rolland en 2013 . Es un verdejo procedente de viñedos en La Seca de entre 25 y 30 años, de unas 40 hectareas de extensión , suelos pedregosos y una altura de 600m. La uva se vendimia se vendimia a mano, y pasa por varios procesos de fermentación, parte por inox, parte por barrica francesa de 225 litros, parte por depósitos de hormigón con forma ovoide y parte en demi-muids nuevos de 600 litros, fermentando en la cava subterránea, con una crianza de 4 meses antes del ensamblaje final. Presenta un color amarillo muy pálido, ribetes acerados y algún destello verdoso. Amable e interesante nariz, notas tropicales como piña o membrillo se abrazan a suaves recuerdos a la barrica, fresco y muy elegante. Poderosa entrada, deliciosa acidez, lima, muy largo, con un regusto amargo final que atrapa. Me ha noqueado, y me comí mis inevitables prejuicios. Muy recomendable.

P.S: mientras preparaba la entrada, saltó la noticia que incluía este vino como uno de los 100 Mejores Vinos del Mundo según la prestigiosa revista Wine Spectator , siendo el primer vino de D.O.Rueda que alcanza esta mención. No negaré que uno siente cierto orgullo cuando un vino te llama la atención, y se respalda por una publicación tan influyente.

R.




Aranda de Duero Ciudad del Vino 2020

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .